Skip to main content

      Previous Page

      La educación más allá del ámbito local

      Cuando la pandemia obligó a todas las instituciones educativas a acelerar su migración al entorno de aprendizaje virtual, también abrió nuevas oportunidades para aquellas que podían competir con los programas a nivel mundial. La competencia trascendió el ámbito municipal o nacional y se trasladó al ámbito internacional.

      El panorama educativo actual es cada vez más desafiante y representa una oportunidad para que las universidades adopten cambios que faciliten el aprendizaje móvil y los estudios en el extranjero, haciéndolos más atractivos para un grupo más extenso de estudiantes nacionales e internacionales.

      En este sentido, los educadores se ven constantemente obligados a escalar la enseñanza a una base significativa de estudiantes, lo que requiere un nuevo método de entrega. Eso significa que la tecnología ya no puede verse como un lujo, sino como componente fundamental para mejorar los resultados de los estudiantes.

      Tecnologías como los sistemas de gestión de aprendizaje (LMS) no solo ayudan a las instituciones a llegar a más personas, sino que también les permite cambiar fundamentalmente la pedagogía a través de una entrega flexible y progresiva y una estrategia de aprendizaje enfocada en los estudiantes, independientemente de si se encuentran ubicados en Nueva York, México, París, Brasil o Pekín.

      Este año en Instructure, llevamos a cabo el estudio “Indicadores del éxito y la participación de los estudiantes de educación superior”, donde estudiantes y educadores alrededor del mundo respondieron a una encuesta que arrojó varios datos interesantes. Por ejemplo, a pesar de las limitaciones de infraestructura y acceso a Internet, el uso de entornos virtuales de aprendizaje es mayor en América Latina (40%) que en Europa/Medio Oriente/África - EMEA (29%) o EE. UU. y Canadá NORAM (35%).

      Además, es más probable que las instituciones educativas de América Latina utilicen un LMS para la comunicación (83%) y para impartir las clases (82%) que en otras regiones. El 74 % de los usuarios de LMS en América Latina informan que acceden con frecuencia a los cursos a través de aplicaciones móviles en comparación con el 61% en NORAM y el 63 % en EMEA.

      Además de este estudio, la rápida adopción de la tecnología en el salón de clases debe marcar una señal de alerta para los líderes educativos que, con urgencia, deben saber lo que se necesita en un LMS. También representa una oportunidad para pensar lateralmente, cuestionar procesos y generar nuevas ideas o formas de trabajar. Aquí es donde sucede la magia o lo que, en la jerga tecnológica, conocemos como “transformación digital”.

      Pero la tecnología no será suficiente en la nueva era de la educación. Los cuatro principales factores académicos que impulsan el éxito de los estudiantes, citados por estudiantes y administradores en el estudio de Instructure, son:

      • Calidad del cuerpo docente (91%)
      • Contenido y enseñanza atractivos (90 %)
      • Tecnología disponible y clases prácticas (ambas 89%)
      • El bienestar psicológico de los estudiantes como factor socioeconómico que influye significativamente en el éxito estudiantil (92%)

      Las instituciones educativas necesitan igualdad de acceso a los recursos y la capacitación necesaria para ofrecer una enseñanza y un aprendizaje de alta calidad que implique desde acceso a tecnología educativa hasta oportunidades para el desarrollo profesional. Se necesita un fuerte liderazgo a nivel de los gobiernos para brindar orientación y apoyo a los educadores a medida que continúan sorteando los cambios en la industria de la educación.

      Los educadores se han enfrentado a mucho trabajo y retos durante los últimos dos años, desde la transición al aprendizaje remoto en menos de dos semanas. hasta la adopción de nuevas herramientas y formas de enseñanza. Tuvieron que vivirla peor parte del cambio acelerado y radical sin los recursos y la capacitación adecuados. El desarrollo profesional ayudará a los educadores a prepararse para el próximo cambio, cuando sea que ocurra.

      La tecnología educativa no debe interponerse en el camino ni definir la visión de una institución educativa. Por el contrario, la tecnología debe abrir las puertas a mejores experiencias de enseñanza y aprendizaje de una manera intuitiva y accesible. Debe proporcionar el espacio y las herramientas para repensar la enseñanza y el aprendizaje, crear posibilidades para una participación simple y efectiva y elevar el éxito de los estudiantes.

      He tenido la suerte de trabajar con instituciones de todo el mundo en el proceso de la evaluación de su LMS. Los más exitosos son aquellos que entienden que un LMS es un conjunto de herramientas que debería ayudar a desarrollar los puntos fuertes de los estudiantes y acelerar su progreso hacia los objetivos generales, ya sea mejorando los resultados de aprendizaje, promoviendo una enseñanza innovadora, mejorando los objetivos de retención de la institución o aumentando los ingresos por inscripción.

      Las instituciones que han adoptado Canvas LMS nos dicen que nuestra solución les ahorra el costo, el tiempo, la energía y el estrés de mantener los servidores LMS actualizados, seguros y confiables, mientras les ayuda a lograr sus objetivos de transformación digital e innovación pedagógica. Al final del día, creo que la tecnología educativa se trata de hacer la vida más fácil a los profesores, estudiantes y todos aquellos que hacen parte del proceso educativo, y eso es lo que hace Canvas.

      Cuando se trata de preparar a nuestros futuros líderes, queremos que nuestros educadores en América Latina preparen a los estudiantes para competir en el ámbito global tan fácilmente como sea posible.

      Zyanya Bejarano
      Vicepresidenta de Instructure para América Latina

      Traducción del artículo escrito para Mexico Business News.