Skip to main content

      Previous Page

      Cursos HyFlex en educación superior y aprendizaje multimodal

      La flexibilidad se ha convertido en una necesidad de la educación en la era de la pandemia. A partir de ahora, ese es el statu quo. Los cursos HyFlex, cursos híbridos con mayor flexibilidad, son una forma popular de ampliar el acceso al aprendizaje y llegar a todos los alumnos, independientemente de su ubicación o estilo de aprendizaje.

      ¿Qué es HyFlex? ¿Cuál es la diferencia entre HyFlex e híbrido?

      Los cursos híbridos combinan clases presenciales con aprendizaje en línea, pero se espera que todos los estudiantes participen en cada modalidad. Los cursos HyFlex brindan más flexibilidad. Cada clase de HyFlex se imparte simultáneamente en persona, en línea de forma sincrónica y en línea  de forma asincrónica, y los estudiantes pueden elegir cómo prefieren participar.

      ¿Cómo los cursos de HyFlex aumentan la accesibilidad?

      Los entornos HyFlex están centrados en el estudiante y brindan acceso equitativo al contenido. Dar a los estudiantes la opción de cambiar entre modalidades según sus necesidades de aprendizaje y ubicación amplía la participación y reduce las barreras para el involucramiento de los estudiantes. Las instituciones con cursos HyFlex también se benefician al tener la posibilidad de dar continuidad a la educación durante los cierres generales de las clases, como en el caso de Covid-19 o por situaciones de orden público. 

      ¿Cómo están equipados los salones de clases HyFlex?

      Los cursos de HyFlex no son posibles sin una tecnología robusta. Los maestros y los estudiantes en modalidades presenciales y los estudiantes tomando cursos de forma remota están unidos por tecnologías de video, audio y chat. Todos los materiales del curso se publican en un sistema de gestión de aprendizaje (LMS) y los objetivos de aprendizaje son los mismos para las tres modalidades.

      Consejos para implementar exitosamente entornos HyFlex

      Haz preguntas relevantes a los estudiantes

      En entornos HyFlex, los estudiantes tienen total autonomía sobre cómo participar en las clases, lo que dificulta saber cuántos estudiantes asistirán a las clases presenciales. Antes de que comience el curso, pregúntales a tus estudiantes para tener una idea general de qué modalidad planean usar con más frecuencia. Utiliza estos datos para guiar la planificación de tus clases. 

      Primero prueba la tecnología

      Nada afectará más el éxito de un entorno HyFlex que las dificultades tecnológicas. Antes de que comience el curso, visita el salón de clases y prueba todo el equipo. Conecta tus dispositivos y toma una clase simulada para determinar la mejor configuración para las cámaras, los proyectores y las pantallas de presentación. Considera el mejor lugar en el salón de clases para pararte a fin de maximizar la visibilidad en el video. Asegúrate de que todas las herramientas de video, audio y chat funcionen correctamente antes de que comience la clase.

      Reserva tiempo adicional

      Ajusta las expectativas de tiempo para las explicaciones, especialmente cuando implementas cursos HyFlex por primera vez. Al planificar las sesiones de clase, deja tiempo para la configuración de la tecnología y las consultas informales con los estudiantes, tanto en persona como en línea, durante las clases para asegurarte de que todos sigan el ritmo.

      Maximiza las interacciones con los estudiantes en línea

      La simple retransmisión de una clase presencial no convierte a un curso en HyFlex. Ajusta las explicaciones para maximizar la interacción con los estudiantes en línea. Coloca la tecnología de videoconferencia para permitir que los estudiantes en persona vean a los estudiantes remotos y viceversa. Considera usar una pantalla separada para mostrar a los estudiantes en línea de manera más prominente. Asegúrate de que los estudiantes en línea estén incluidos en todas las discusiones y brinda oportunidades para que participen en tiempo real. Las encuestas en vivo y los documentos colaborativos pueden reducir la brecha entre los dos grupos. Reúne a los estudiantes que asisten en persona y los que lo hacen en línea para aumentar el compromiso y la participación y construir comunidad.

      Supervisa el chat

      Supervisa con frecuencia el chat y otros canales de comunicación para garantizar que se respondan las preguntas y los comentarios de los estudiantes en línea. Busca ayuda de un asistente de enseñanza o estudiante designado para monitorear y moderar el flujo de chat. Considera mostrar el chat en una pantalla separada en el aula para que los estudiantes puedan seguir la discusión en persona.

      Usa el LMS como un hub central

      Todo el contenido educativo debe estar disponible en un sistema de gestión de aprendizaje (LMS) centralizado para que los estudiantes accedan, independientemente del formato de clase en el que participen. La organización del contenido del curso en módulos garantiza una entrega fluida del contenido para todos los grupos de estudiantes. Graba todas las actividades y conferencias en persona para que los alumnos participando de forma asincrónica las vean más tarde. Usa foros de discusión para medir la participación.

      Cambia la forma de hacer las evaluaciones

      Independientemente de cómo los estudiantes decidan participar, los objetivos de aprendizaje y las evaluaciones deben ser los mismos. Usa un LMS para evaluaciones de seguimiento (cuestionarios, debates) después de las sesiones presenciales y no durante la clase, para permitir el mismo acceso para todos los grupos.